sábado, 22 de abril de 2017

Rafa Olivares



Levitación selectiva,


Después de medio siglo procesionando a hombros de cien costaleros, el paso de la Verónica se vino al suelo nada más salir de la Catedral. El Hermano Mayor lo explicó: «ha sido por culpa de los bajos, eran unos sesenta y ninguno tocaba con los pies el suelo».

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿Qué te parece esta historia?