sábado, 22 de abril de 2017

Teresa Docio



Fantasía,


La chica le invita a cambiarse detrás de la cortina. El chaval avisa cuando está listo, y ella pasa con los alfileres. Se arrodilla por culpa de los bajos, y ve la cremallera del pantalón abierta.
-¡Si tuviera tiempo!
-No imagines. Está rota y hay que cambiarla

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿Qué te parece esta historia?